Palma (+34) 971 49 58 35 | Manacor (+34) 971 55 31 61 info@januarconsulting.com

El reglamento del Impuesto de Renta (IRPF) que resulta por extensión aplicable a ley de renta de no residentes (IRNR) establece que solo serán deducibles los gastos de activos dedicados exclusivamente a la actividad. Ello supone que cualquier vehículo turismo que sea utilizado para la actividad, pero también para uso propio (tal como ocurre con los vehículos de pequeños empresarios autónomos) no será deducible y por tanto no podrán deducirse todos los gastos relacionados como la amortización del vehículo, reparaciones o gasolina.

La situación puede parecer muy injusta a muchos autónomos, pero la ley es clara y Hacienda lo ha confirmado con claridad en muchas consultas tributarias (verbindliche Auskünfte) como la V2400-13 o V0601-14.

La única compensación que recibe el autónomo es que una vez calculado el beneficio de su actividad se le aplica una reducción extra del 5% que sirve para deducir de forma global todos aquellos gastos que no son deducibles directamente.

 

IVA

A efectos de IVA la situación es totalmente diferente y por ley se establece que será deducible un 50% del IVA, salvo que se demuestre que la dedicación a la actividad es mayor, en este caso podría deducirse más de un 50%. Tenemos por tanto una situación singular, a efectos de IRPF o IRNR no es deducible pero en cambio a efectos de IVA se permite la deducción de un 50% del IVA y si puede demostrarse la mayor dedicación a la actividad incluso puede deducirse una cantidad mayor.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies